Tradúceme.

martes, 29 de septiembre de 2015

Sin titulo...

Se acostumbró a ser un secreto. Alguien que espera en la sombra a ser necesitado. A que no se pronunciase su nombre. A no tener rostro. A vivir solo en los sueños de quien recibía lo que daba.
Se acostumbró a no existir, a no estar, a no ser. Se acostumbro al dolor, de no importar.
¿Se acostumbró?
 Cuando no pudo hacerlo. Cuando la vida, su vida, le dolió; se libró de ella.

7 comentarios:

  1. ¿Se acostumbro a ser un secreto hasta que abrió los ojos?
    ¿Va por ahí estas palabras?
    Da que pensar. ¿Que significa para ti?
    Me recuerda a Para ti, Amor mío.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Qué significa? Que nos resignamos a ser lo que no queremos ser, y terminamos siendo nada. Nos parece que incluso el dolor que causa una situación se puede sobrellevar. Hasta que como al protagonista de este pequeño relato, te duele incluso tu propia vida.
      Si, puede recordarte a Para ti, amor mío. Aunque Valentina siempre encontraba una manera de ver una luz, y continuar.
      Besos.

      Eliminar
  2. Un buen título es este de no tenerlo. La metáfora de (o ser) "nada".

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nunca fui buena poniendo títulos, lo que no quiere decir que lo sea con el resto. Gracias.

      Eliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  4. Buenas, me gusta tu estilo escribiendo, lo haces con mucha sutileza y eso me gusta. Me quedo por aquí. Nos leemos. Un beso.

    ResponderEliminar