Tradúceme.

martes, 17 de junio de 2014

Luego.

¿Me echarás de menos luego? preguntó ella. Claro que sí, respondió él.
Digo luego, en cuanto me dejes, en el momento en que tus ojos ya no tengan a su alcance a los míos. Digo luego, no mañana, ni pasado, ni dentro de una semana, luego...
Luego, cuando tu piel deje de notar el calor de la mía.
Luego, cuando quieras abrazarme y yo...no esté
Luego, cuando te vayas a dormir y yo...no esté.
Luego, cuando te gires en la cama y yo... no esté.
Luego...cuando vuelvas a tu vida y yo...no esté.
¿Me echarás de menos luego? preguntó ella. Y él respondió...

No hay comentarios:

Publicar un comentario